Encima de un muro donde había una valla cubierta con hiedra, la cual ha sido completamente retirada, se ha instalado este cerramiento de madera tecnológica, en todo el perímetro de jardín. En el cerramiento se han insertado cinco luces modelo Gradus, repartidas entre la valla frontal y la lateral.